10.7.16

Aloha




LA PALABRA "ALOHA" ES MUCHO MÁS QUE UN SALUDO
¿conocéis su significado?

A (ah) es la primera luz del amanecer, la chispa de Dios, Dios el padre y la Diosa madre.
LO es el símbolo y sonido de la eternidad, de lo eterno.
HA es la respiración, el don, la bendición de la vida procedente de Dios.

Así, al decir “aloha” se recuerda el don que se ha dado y la grandeza interna. Los hawaianos dicen Aloha ke Akua, Dios es amor. Aloha ke Akua, Dios está dentro de nosotros, Aloha ke Akua, Dios es, yo soy. En una sola palabra resumen la esencia de la religión y filosofía Kahuna.

¡Y con estos pensamientos tan profundos Hawaianos me despido hasta septiembre, os deseo un feliz descanso Viajeros!

8.7.16

Este verano quiero leer...




LLEGÓ EL MOMENTO DE PONERME AL DÍA...

O eso espero... las vacaciones están a la vuelta de la esquina tanto para La estación de las letras como para mí. En estas semanas de desconexión mi principal propósito es poder leer aquellas lecturas que llevan olvidadas mucho tiempo, tanto como para apodarlas  "los papiros", no sé si conseguiré tan ardua tarea, pero buenas intenciones no me faltan. En esta selección hay que añadir algunos libros que también he elegido para leer en formato digital e ir alternando con los que os muestro en la imagen. En septiembre ya os contaré por aquí si lo consigo o no, pero si queréis saber cuáles son mis planes para este verano y qué iré leyendo, me podéis seguir por Instagram, para hacerlo solo tenéis que darle clic a @elenita_ele y podremos seguir estando en contacto ya que será la red que use durante el periodo vacacional.

¿Cuáles son vuestras lecturas elegidas para este verano?
¿Aprovecharéis como yo para poneros al día? 
¡Os leo!

7.7.16

Foto reseña / Regálame un beso




Regálame un beso
Roger Olmos / David Aceituno
¿Eres capaz de regalar un beso? ¿Dulce, suave, amistoso, de caramelo, de papel...? Besos envueltos en papel de regalo, escondidos en botellas perdidas, olvidados en el dobladillo de un vestido... Descubre los nuevos besos de los autores de Besos que fueron y no fueron. Regálame un beso para esta noche, por si me cuesta dormir. Que sea dulce, por si hace frío y no estás conmigo. Que sea valiente, por si acaso. Envuélvelo como quieras: con palabras o caricias, con una mirada o un rubor a juego con este lazo rojo que desato. Regálame un beso que no se gaste, que pueda guardar en los bolsillos y tocarlo con los dedos mientras paseo una tarde de invierno. Un beso que sea un cuento de princesas con final abierto, que me rescate de desiertos y naufragios, que me lleve lejos y me llegue al corazón, que me dé las buenas noches y me despierte sin que se rompa lo que sueño.

Besos más allá del BIEN y del MAL 👿
En las entrañas de la tierra hace un calor de mil demonios:
las pócimas de bruja burbujean en las calderas y las torres de las chimeneas dialogan con sus malos humos.

Llamados por el mismo deseo,
el joven diablo trepa infierno arriba
y la chica angelical desciende de su cielo.
Cuando se encuentran en mitad del camino,
los dos sienten lo mismo:
No será tan malo, piensa ella.
No será tan buena, se imagina él.


💕 SE BUSCA BESO PERDIDO 💕

Fue visto por última vez en una habitación a oscuras de este barrio.
También se hace llamar <<el beso perfecto>>

Ha cometido los siguientes delitos:
Unir a miles de millones de parejas, desunir a otras tantas,
provocar todo tipo de altercados emocionales como celos, pasión,
euforia extrema, adicción e incluso algún que otro desvanecimiento.
También se le acusa de haber huido de dos amantes
condenados a no encontrarse.
RECOMPENSA
El beso mismo,
que se cobrará cuando se encuentre.


Historia de un beso enjaulado 🌹
Era una hermosa mañana en la colina de Goten - Yama. El pintor Yukihisa, el discípulo más brillante de Hokusai, paseaba entre los colores nuevos de la primavera pensando en la manera de atraparlos en un lienzo. Cerca del lago, una familia tomaba sake en la hierba, una mujer bailaba descalza, una pareja discutía... Esta última imagen encogió el corazón de Yukihisa, que se alejó colina arriba en busca de paisajes más alegres.

-¿Qué en esas jaulas?
-Besos, joven.
-Ya no veo nada.
-Solo quien de verdad los necesita puede verlos.
Yukihisa recordó a su amada y entendió por qué no veía nada. 
-Deme uno, por favor.


La historia de la chica que naufragó
Existe una isla en la que siempre llueve.
La única persona que la habita está cansada de contar las olas que crecen y estallan en la orilla;
cansada del color gris del horizonte;
cansada de estar sola.
Quizá por eso no tiene fuerzas ni para llorar.
Además, el cielo ya llora por ella.
¿Cuánto hace que no ve a su amor? ¿cuatro años, tres meses o cinco días?
El tiempo trascurre de manera extraña cuando estás en una isla.
Cada vez que se siente mal, destapa la botella e imagina que besa a su chico.


Intentó gritar, pero de su voz brotaron hojas...
LA MELANCÓLICA HISTORIA DEL BESO OLVIDADO

Cuando se conocieron bailaron juntos durante toda la noche. Bailaron en el salón de palacio y en el interior de sus corazones, alargaron su vals en cada estancia, hasta que el tiempo fue una canción. Al despuntar el alba, él intentó besarla, pero ella se apartó.

-Quedamos mañana en este mismo jardín -le dijo ella.
-¿Me besarás entonces? -preguntó él.
Y la joven asintió.

Al día siguiente el se presentó con sus mejores galas y un manojo de nervios temblando dentro del pecho. Pasaron los minutos y se juntaron unos con otros.

ANOCHECIÓ.


Tatuaje Un silencio de madrugada cae a plomo en el bar del muelle.
Un silencio de corazón roto envuelve a Igor mientras apura su copa y le invita a recordar.

Igor es tan grande que hace que todo a su alrededor parezca pequeño:
la mesa de mármol, la silla donde está sentado, la luna en la ventana.

Los tatuajes se enroscan alrededor de su cuerpo y cuentan los besos que dio:
en el hombro está Daniela, a quién conoció en Valparaíso.
Y en el bíceps, aquella hermosa joven de Estambul a la que amó con devoción.
Lucía era alegre y dicharachera; le rompió el corazón, por eso la lleva tatuada en el pecho.
Olga era tan pálida y misteriosa que un día desapareció, pero queda en el tatuaje de su espalda.
EL SILENCIO SE ROMPE Y SE ROMPEN LOS RECUERDOS.


Lo que pasó realmente después de que Blancanieves despertara

Cuando dijo esa frase,
Blancanieves sintió
que las ganas que tenía
de darle un beso
se convertían en
una bandada
de pájaros
que
se
alejaba.



Regálame un Beso cuenta con un contenido muy talentoso, como era de esperar, ambos autores logran ilustrar y narrar un álbum mágico y divertido. Tengo que admitir que siento debilidad por la prosa de David Aceituno, tiene ideas chispeantes, amenas y divertidas, sabe adaptarse a cada ilustración y se complementa de un modo fantástico con cada ilustrador con el que trabaje. Roger Olmos no es de mis ilustradores favoritos, pero aun así regala imágenes muy detalladas y realistas que me gustan mucho.

El álbum cuenta con 96 páginas, es muy completo, ameno y apto para todos los públicos. He querido seleccionar diferentes pasajes e ilustraciones tratando así, que pudierais ver lo mágico que es poder disfrutar de otro modo con este tipo de lecturas, seguro que si le dais una oportunidad no os arrepentiréis, pues... ¿A quién no le gusta soñar?